Todos sabemos que para vender hay que tener presencia en redes sociales, pero, ¿Porqué?.

Para responder a esta pregunta debemos detenernos un momento a pensar en lo que está ocurriendo en nuestro entorno y en el mundo entero.

Gracias a la evolución de las tecnologías de la comunicación, hoy en día podemos comunicarnos a través de múltiples canales con cualquier persona o entidad en el mundo entero, siendo las únicas barreras existentes, como los idiomas o las diferencias culturales, fácilmente salvables. Esto es lo que llamamos globalización del mercado, pudiendo así poder vender casi cualquier cosa en cualquier parte del mundo, máxime cuando se trata de un servicio consistente en compartir o vender conocimientos